martes, 7 de febrero de 2017

CRISTALIZACIÓN




           

1. Echamos agua en un vaso, aproximadamente hasta la mitad.









          2. Vamos añadiendo sal poco a poco, y movemos con una   
              cuchara.






        
                           
          3. Seguimos añadiendo hasta que no admita más sal sin disolver.








       4. Una vez que se produce la 
         saturación, tenemos que filtrarlo,              después lo echamos en un 
        recipiente plano y ancho.






     




5. Dejamos el recipiente reposar hasta que el agua se evapore varios días.Observamos que se forman cristales con la sal.

               









                                                                                                                       P.M.S